¿Sabes qué es el fenómeno “Craft”?

Craft es una plabra inglesa que se utiliza para denominar a lo artesano. Actualmente, hay una gran tendencia hacia la elaboración de productos artesanales típicos, como los trabajos de barro o la bisutería. Pero también se ha unido a esto la pasión renovada por la costura, creando auténticas bellezas con técnicas como el patchwork que van más allá de lo que es unir telas con hilo y agujas.

Muchas personas han recuperado la pasión de tejer y ahora es habitual ver como gente joven, incluso hombres, se relajan realizando sus propias bufandas o las fundas para sus cojines. Las manualidades clásicas también han dado un giro y ahora ya no son exclusivamente cosas de niños.

Hazlo tu mismo: esa es la clave

En principio, todo entra dentro del craft, la única norma es hacerlo uno mismo. Los regalos de este tipo están entre los más apreciados porque no solo son originales y únicos, sino que simbolizan el afecto que se siente por alguien para tomarse el tiempo de realizar su regalo a mano.

Además, es toda una inyección de autoestima el sentirse capaces de hacer cosas en lugar de comprar todo hecho. Y, para algunas personas, incluso se ha convertido en un modo de vida. En Internet hay páginas dedicadas a la venta de productos artesanales realizados por personas no profesionales que ofrecen sus trabajos, tanto los ya realizados como los fabricados por encargo.

Una manera de buscarse la vida en tiempos difíciles, ofreciendo trabajos originales, perfectos para regalar ya que no hay dos iguales y que además, no tienen un gran coste en materiales por lo que se pueden vender a precios competitivos.

Las manualidades de toda la vida, ahora son lo más in

Entre estos trabajos artesanales o craft, destacan las manualidades de toda la vida. Los trabajos con cartulinas, servilletas decoupage y colas con las que se puede decorar un portaretratos o un bote para los lápices son algunos ejemplos clásicos.

Si hace unos años este tipo de cosas eran las típicas que los niños hacían en el colegio para regalar a sus padres en fechas señaladas, ahora son los adultos los que aprenden a hacer estas manualidades, generalmente con un poco más de nivel para regalarse entre sí.

El craft nos ayuda a tener siempre un regalo bonito y con mucha carga emocional para cualquier amigo, independientemente de la situación económica, ya que muchas veces se lleva a cabo con material reciclado, siendo muy poco y muy básico lo que hay que comprar.

Por ejemplo, un viejo marco de fotografías puede tener una nueva vida, gracias a las técnicas de decoupage, consiguiendo no solo que parezca nuevo, sino logrando que sea totalmente personalizado. Nadie tendrá uno igual.

Participar en talleres, la mejor manera de conocer a gente

Los talleres de craft están de moda. En ellos se puede aprender todo sobre esta práctica, pero además se trabaja de forma muy agradable con otras personas, las cuales pueden compartir sus ideas y técnicas. Participar en este tipo de talleres nos permite enseñar a otros lo que ya sabemos y aprender cosas nuevas, pero también nos permite conocer a gente.

Vivimos en una sociedad en la que a veces es complicado conocer a personas, especialmente cuando se es recién llegado a una ciudad o se han producido cambios en la vida (divorcio, viudedad, jubilación) que hacen que los hábitos cambien y una persona pueda sentirse un poco sola.

Mucha gente se apunta para disfrutar de su tiempo libre en compañía de nuevas personas abriéndose a nuevas amistades. Otros, simplemente, disfrutan trabajando junto a otros. Cualquiera que sea la opción es muy positiva y aporta mucho a quién se decide a anotarse a un taller.

Si crees que eres torpe y te repites a menudo frases como que tienes dos manos izquierdas, seguramente esto no sea tanto como crees sino que, simplemente, no conoces las técnicas adecuadas para poder desarrollar manualidades.

Experimenta y disfruta con el placer de crear con tus manos

El craft te ayuda en muchos aspectos, por eso es recomendable para cualquier personas independientemente de su edad o su género:

-Te ayuda a trabajar la coordinación. Aunque hay trabajos con todos los grados de dificultad, el craft precisa de un mínimo de coordinación. Para personas que están comenzando a tener problemas con sus manos el realizar manualidades es una estupenda manera de trabajar este terreno para no perder facultades demasiado rápido.

-Ejercitas la memoria. Hay que recordar técnicas, seguir unas pautas y pensar en un proyecto que tienen una continuidad en el tiempo recordando siempre qué es lo que queremos hacer y cuál es el resultado final esperado.

-Ganas en autoestima. Lograr superar límites, como el de pensar que se es demasiado torpe o que no se tiene imaginación, es muy beneficioso para cualquier persona. Regalar algo hecho por uno mismo y ver que gusta supone un subidón de autoestima como pocos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: